Buscar
Generic filters
  • Inicio
  • Archive
  • Golf
  • Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa. Servicio y calidad en la misma sintonía.

Banner web 1140x380 1

Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa. Servicio y calidad en la misma sintonía.

 |  Chicho Morales  |  ,
Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa

Los valores del servicio clásico se mantienen a un altísimo nivel en uno de los hoteles más emblemáticos del sur de la isla de Tenerife. Hablamos del Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa.

Cuando llegamos a un hotel nos vamos a fijar en varios conceptos primordiales en la hostelería. La primera es la habitación, la limpieza, luego la comida y bebida y más tarde todos los servicios que están a su alrededor. Desde los departamentos de Front, hasta llegar al departamento de Alimentos y Bebidas y en sus diferentes puntos de venta. Todo entra en juego y nada puede fallar.

Siempre he defendido una premisa y que aprendí hace ya más de 27 años en mi formación hotelera.

Sin Formación no hay Calidad,

Sin Calidad no hay Servicios,

Sin Servicios no hay Clientes.

Estos tres puntos tienen que llegar a convertirse en una sola palabra, FIDELIZACIÓN.

Voy a ser muy subjetivo con este artículo, porque es toda una experiencia de primera mano sentirse acogido y con unos servicios que yo personalmente hacía tiempo que no veía en un hotel de 5 estrellas.

Llegamos al Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa y cuando entras en este hotel, lo primero que recibe nuestros sentidos es el servicio.  El botones, se nos acerca, nos saluda amigablemente. Nos ayuda con el equipaje, nos aparca el coche y nos lleva el equipaje a la recepción del hotel para el Check-in.

Nuestra primera impresión se llama calidad y servicio. Te sientes VIP, desde el primer momento. El hotel te hace ya partícipe de la importancia que le da al cliente.

Siempre la primera impresión es la que más importante y es la que cuenta y, por supuesto, se va a quedar en nuestra retina.

Al entrar en el hall, los colores de sus paredes, así como la decoración, no alteran nuestras pulsaciones. Destacan muebles clásicos que nunca van a pasar desapercibidos para el nuevo cliente que llega por primera vez. Así nos recibe el amplio hall de un hotel que cuenta con 57 habitaciones que parece que tiene el triple más. Ahí va a estar la clave de todo.

hall 5

No nos olvidemos de la luz que entra desde sus grandes ventanales y sobre todo de la gran claraboya que hay en el centro del hall, que despide una agradable luz a todo el entorno, dándonos una grata bienvenida.

Al llegar a la recepción, destacan la luz natural que entra a través de la continuidad que hay con sus grandes ventanales y el hall. Y los sillones de mimbre dando continuidad a lo clásico.

Reconozco que no soy decorador, pero si me fijo mucho en los colores, que sean sobre todo cálidos, dando ese ambiente familiar y de recogimiento.

Todo el entorno y la arquitectura colonial que rodea al hotel, están realizadas con un gran dinamismo hacia el cliente que busca no sólo descansar, sino también practicar su deporte favorito, el golf.

El tiempo de espera en el check-in fue cero, rápido para dos habitaciones. Esto es fundamental para cualquier viajero que lleva horas de viaje y ya tiene ganas de llegar y disfrutar de las instalaciones.

En el momento de recoger las llaves, el botones me acompaña con el equipaje por unos anchos pasillos, donde a primera vista parece que no hay clientes, ya que no se veía a nadie y el silencio y la tranquilidad te van, no sólo acompañando, sino también te van invadiendo y relajando.

39 Sala de billar
Sala de billar. Foto Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa.

Cerca en estos pasillos vemos una gran sala de ocio con una gran mesa de billar, clásica y en un entorno todo de madera, que invita a estar horas jugando en un espacio preparado para ello y acompañado de una copa.

Cuando entramos a la habitación me llamó la atención que nada más poner la tarjeta para encender las luces, automáticamente se enciende el hilo musical. Que por cierto desconecté cuando llegó el momento de descansar porque hace mucha compañía, aunque no nos demos cuenta.

13 By Night
La noche llega al Hotel Foto Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa.

La habitación 01, fue donde me alojé por una noche y fue toda una experiencia. Un pequeño hall da la bienvenida al cliente, con sus detalles, como la cafetera y el café de una marca italiana muy conocida. El Minibar al lado y muy completo para que no falte nada.

29 Junior Suite
Junior Suite. Foto Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa.

El baño amplio y cómodo y con los amenities muy completo. Una cama de matrimonio y muebles clásicos de madera, un rincón semicircular donde se situaba el pequeño salón con sus sillones y una mesa con el clásico “Welcome” de cava y fruta. Así es esta habitación de amplia y cómoda.  El balcón daba a un gran patio interior del hotel, lleno de vegetación y que daba mucha tranquilidad, sin ruidos, sin niños o personas hablando en alto.

Uno de los detalles que tienen en este hotel, son las llamadas coberturas. Durante la tarde, la camarera de piso, prepara la habitación para el descanso. Abre la cama y deja el pliego bien colocado acomodar más al huésped a la hora de acostarse. También ponen una botella de agua y un bombón de buenas noches. La última vez que vi este detalle fue en el Hotel Escuela Santa Brígida donde estudié. Y de esto hace ya 27 años. Es bonito saber que las viejas y clásica costumbres no se pierden y que todavía se mantienen.

Llegó la cena y como siempre pasa en hoteles vacacionales pensaba que era en media pensión. Pero en este caso, sólo incluye el desayuno, ya que la cena es a la carta. Sin pensármelo dos veces y no se si por la parte profesional que me toca, decidí realizar una reserva en el Restaurante Bogey.

18 mesa Bogey
Restaurante Bogey. Foto Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa.

Puedo asegurar que fue todo un acierto y una gran experiencia volviendo al servicio clásico de toda la vida y que en muchos sitios se ha perdido.

De entrada, nos recibe el maître del restaurante, nos da la bienvenida, nos acompaña a la mesa que estaba muy bien situada.

El timing en un restaurante es muy importante, porque se va a disfrutar de una comida o de una cena, y hay que ir sin prisas. Y este fue el caso. Los sectores estaban bien diferenciados, así como los rangos. Cada uno de los camareros estaban formados y sabían perfectamente lo que tenían que hacer en todo momento. Desde el servicio de pan hasta el de bebidas o a la hora de la recogida y desvarase de los platos.

35 Piscina a noche
Vista nocturna de la piscina y del hotel Foto Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa.

El maître nos presentó la carta y se retiró hasta que ya tuviéramos totalmente decidido con la elección final, mientras bebidas y el servicio de pan y unos aperitivos para hacer boca.

Encontré una carta bien equilibrada en número de platos y bien estructurada, cómoda y con una letra legible. Lo mejor de todo es que los camareros saben cuál es su roll y lo que tienen que hacer en cualquier momento, desde el servicio de pan hasta el de bebidas.

La apertura del cava en y dando la cara al cliente sin esconder la botella, un servicio emplatado, exquisito sin prisas y colocando el plato al cliente. Estos detalles son los que marcan el servicio en un restaurante, que para mí es de 5 tenedores.  Insisto mucho en estos detalles porque, a la hora de servir, no preguntaban para quién es atún o el carpaccio. Son estos detalles que marcan la diferencia.

La presentación de los platos era un lujo, para la vista, el olfato y el gusto.

Las Madrigueras Platos atun

Los detalles marcan no sólo la calidad y el servicio si no también el ritmo. Durante la velada no nos faltó de nada, ya que a poco que faltara bebida en la copa, directamente acudían a la cubitera, cogían la botella con cuidado y poniendo el lito para que no cayeran gotas del frío.

En general fue toda una gran velada donde el servicio destacó con matrícula de honor.

Ya me lo habían comentado clientes que se hospedaron este pasado verano ahí pero como siempre digo, hay que vivir la experiencia.

Seguiré insistiendo en el servicio y en la atención al cliente, porque al día siguiente en el mismo escenario, en la terraza del restaurante y sobre las 8.15 de la mañana fui a desayunar.

Lo más curioso es que me recibió el mismo maître y se acordaba hasta del número de mi habitación. Un buffet sencillo con lo frío y bien colocado por familias. Eché en falta lo caliente y bueno me senté, pero en ese momento se me acerca el maître y me ofrece desde unos huevos revueltos con jamón a una tortilla, unos huevos fritos, etc. Un servicio personalizado en un desayuno. Lo había visto en algún hotel boutique, pero no en uno más grande. Está claro que salí completamente satisfecho y como un VIP porque te hace sentir importante en todo momento.

12 Breakfast
El desayuno. Foto Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa

El Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa, está conectado perfectamente con Golf Las Américas. El personal de recepción me orientó perfectamente para llegar al sótano, coger un buggy e ir a campo. Este conecta con el hoyo 4 y sin salir de la via te lleva hasta el tee del 1, donde ya están esperándote para darte la salida a la hora. Con la misma tarjeta de la habitación, se puede salir perfectamente hacia el campo. Comodidad, calidad y servicio se juntan otra vez.

El hotel cuenta con otros servicios como el Spa, donde también destacan en el servicio y en la variedad de sus tratamientos.

14 Circuito de aguas 1
Circuito Spa. Foto Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa

Vuelvo al principio e insisto en formación, calidad, servicio al cliente.

El punto clave de este gran hotel es que son 57 habitaciones. Desde el momento en que se supera este número sobre las 70 o más habitaciones es muy difícil llegar al llamado error 0.

Pensemos por un momento. ¿Queremos volumen en cantidad de clientes? Donde la propia comunicación se pierde.  O ¿Queremos calidad a una nota de 10? Donde la comunicación fluye y el contacto con el cliente es primordial. Y termina con la propia fidelización de éste. Esto es muy importante, ya que este volumen, más pequeño, se repite todos los días de los 365 días al año y no por temporadas.

La calidad 10 no existe porque siempre hay mejoras, pero el nivel hay que mantenerlo y eso es lo más difícil.

Esto lo ha conseguido el Hotel Las Madrigueras Golf Resort & Spa.

Torneo Rolex en Golf Las Américas


Suscríbete a nuestro boletín

Para recibir más noticias como esta:
Nombre(Obligatorio)

Más Comentadas

callaway 600x284 1


© Todos los derechos reservados.

Ir hacia arriba
>
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad
Send this to a friend